viernes, 26 de septiembre de 2008

Destroyed, at last

Supongo que muchos de vosotros habréis acabado el verano hasta los mismísimos pelillos de la nariz de la Expo, del agua, del desarrollo sostenible y de la madre que los parió. Si además habeis tenido que sufrir las colas, imagino que os encantaría ver el recinto patas arriba y destruido. Aunque era extremadamente facil pasar cuchillos, pistolas, granadas y cosas así por las vallas de fuera, nadie lo hizo. Pues ahora teneis la oportunidad de verlo: J Rt nos envía unas cuantas fotos de la destrucción total...





Más vale tarde que nunca, ¿no?

5 comentarios:

  1. cuanto dinero publico hemos destruido... si es que...

    ResponderEliminar
  2. Eso es sostenibilidad...

    Gastar la pasta de nuestros impuestos para luego destrozarlo todo y tener que gastar otra vez cuando quieran usar el recinto para hacer otra cosa.

    ¡Qué alcade más "majico" que tenemos! Cuando nos vuelva a duplicar el IBI nos acordaremos de la expo y de los barquitos de los cojo...

    ResponderEliminar
  3. Pues la unica vez que fui a la expo de los huevos tenia que arreglar un mecanismo de filtrar agua y entré en plena expo, llena de peña, con un pase de un tipo polaco o rumano que se yo, por donde entraban peridodistas y currelas, con un maleton lleno de herramientas bastante peligrosas,punzones, sierras muy afiladas, un par de productos bastante toxicos/nocivos, otros contundentes y una Hilti de clavetear con gas comprimido(bastante peligroso en buenas manos jajaja) y no me dijo nada ni dios, podria haberme liao a clavetear turistas, pero aun no me habia cascao el sol demasiado por suerte

    ResponderEliminar
  4. Jajajaja
    Lo de la Hilti de clavetear si q tenía peligro... A algun turista le habrías ahorrado el suplicio de las colas y los iceber-dramones, aunque para clavadas seguro q se llevaron más de una y sin pistola.

    ResponderEliminar
  5. Grafitis...
    El primer signo del Apocalipsis.
    http://www.migueldaza.com/galeria/albums/quedadas/flickr/colegio_san_andres/

    ResponderEliminar

El autor de los comentarios se hace responsable del contenido de los mismos.