viernes, 29 de octubre de 2010

Pacific city

Vaya, estábamos equivocados. Las brillantes mentes del ayuntamiento nos lo dijeron y no les creímos, pero tenían razón, lo reconozco. Por fín un tráfico pacificado, donde la gente puede pasear tranquilamente sin ruidos, sin contaminación y disfrutar de la ciudad del tranvía.


Espero que las familias de los muertos que haya por culpa del estorbo del tranvía vayan a agradecérselo personalmente al alcalde.

14 comentarios:

  1. ¡Sé dónde vives! ¡MuuuHAHAHAHA!

    O eso, o te subiste a un árbol (y yo a un columpio).

    ResponderEliminar
  2. Otro punto a destacar son las farolas, porque han ensanchado las aceras pero no han movido las farolas y ahora están en medio, más de uno se va a pegar un morrazo del copón como se distraiga mirando a las mozas (o a los mozos).

    ResponderEliminar
  3. Sphericow, siento decirte que el video no es mío ni se de quién es, lo encontré mediante un enlace de facebook :)

    ResponderEliminar
  4. La esperanza de vida de los vecinos de Gran Via se va a reducir drasticamente porque al que le pase algo y tenga que ir la ambulancia a buscarlo lo lleva claro. El señor alcalde por lo menos enviara flores, no?

    ResponderEliminar
  5. Están preparando una nueva normativa municipal para, igual que sincronizarán los semáforos con el paso del tranvía, sincronizar a los enfermos, de tal modo que no puedas ponerte malo cuando funcione el tranvía.
    Ahora en serio, esto es demencial. Veamos, si gente normal como todos nosotros, vemos que esto está mal hecho desde el principio... ¿a qué clase de GILIPOLLAS tenemos dirigiendo la ciudad que no se dan cuenta de nada? Coñe, que el otro día tuve que coger el 20 para ir de Grancasa al hospital y llegué tarde a la consulta... media hora entre Gran Vía y el súper desvío por Baltasar Gracián, y ni un puñetero policía en un cruce para regular nada. Pero claro, se está mejor poniendo multas o en el bar almorzando. Me habría costado menos ir andando...

    ResponderEliminar
  6. La que nos espera...
    Por no hablar de otras cuestiones, porque en el barrio de Casablanca han dejado sólo dos paradas para el tranvía(hay cuatro de autobús) y las han puesto justo en los extremos de Vía Ibérica¡¡¡ Así que al menos haremos piernas y, como estaremos más sanos, tendremos que ir menos al hospital... ¡qué suerte¡

    ResponderEliminar
  7. Yo desde lo de la Expo ya no me siento parte de esta ciudad.

    Tiene muy merecidas todas las gilipolleces y derroches que se le ocurran al Belloch.

    ResponderEliminar
  8. Esperemos que a ningún conductor se le estropee el coche porque entonces una ambulancia sí que lo tendrá difícil para pasar...

    ResponderEliminar
  9. Entre Gran Via y Fernando el Catolico de un solo carril, va a ser el despolle de ambulancias y policia con los autobuses y demas circulacion. La unica solucion que le veo, y aun asi, es que prohiban la circulacion de vehiculos privados por esas vias, esto ya ocurre en otras ciudades europeas, como Viena...
    Y lo de los policias, la mayoria de veces que se ponen a dirigir el trafico montan mas follon que el que se produce de por si, asi que no se si es buena idea, un ejemplo es cuando se ponen en la puerta del carmen, que montan cada cirio que se caga pata abajo la abuela...

    ResponderEliminar
  10. Nótese la habilidad del ambulanciero para preveer que esa calle está siempre hecha un cisco. Seguro que no era lector de este blog.

    ResponderEliminar
  11. Y por qué no se usa el carril del tranvía? (el bordillo que han dejado no es problema)

    He visto a las ambulancias ir en sentido contrario cuando es necesario... y ahí es necesario.

    ResponderEliminar
  12. Bah, una mas. La culpa del resto de usuarios de la calle, que en vez de dejar el coche para pasear y jugar con los niños en las amplias aceras de hormigon tienen que cojer el coche de los huevos para trabajar. Pobre alcalde, el no puede pensar en esos antojos!!!!

    ResponderEliminar

El autor de los comentarios se hace responsable del contenido de los mismos.